Horquillas para el pelo del bebé

La verdad es que mientras mi hija ha sido más chiquitina me he resistido a ponerle adornos en el pelo. Me daba un poco de miedo que con el pelo tan finito que tienen los bebés se le pudiera desprender y que acabara en su boca. Ya sabéis, miedos varios que tenemos las madres....

Pero desde hace un tiempecito ya no me he podido resistir... y es que la parte de mujer a veces puede más que la de madre... Por la cabecita de mi niña, que ahora tiene 8 meses, han pasado turbantes, cintas elásticas y horquillas varias y coleteros. Y está monísima, qué voy a decir yo que soy su madre...

Cuando salgo a centros comerciales miro a ver qué cositas puede haber para mi niña y la verdad es que salvo el caso de los turbantes rara vez me animo a comprar nada, y es por la sencilla razón que pienso que lo que venden también lo puedo hacer yo.

Y efectivamente, hoy que me han dejado un ratito de paz he cogido material que ya tenía por casa y he hecho un puñadito de adornos para ir variando de accesorios. Son muy sencillitos y se hacen en plis, pero la verdad es que puestos en el pelo quedan muy resultones.


Lo único que hace falta son clips o pinzas y algún adorno bonito o simpático que tengamos por casa y simplemente pegar. Yo he usado silicona líquida que da muy buen agarre y es muy limpia y fácil de manejar. Y desde luego más barato que comprar los adornos para el pelo en las tiendas.

Cristina Prieto

Madre loca e inquieta a la que le encanta escribir y compartir las experiencias y vivencias que me ha traído este desbordante mundo de la maternidad. Mi máxima: EL HUMOR. Porque con humor se vive y se aprende mejor.

No hay comentarios:

Publicar un comentario