Operación pañal

Sigo sin saber cómo y por qué albergaba yo una imagen bucólica y pastoril de lo que era la operación pañal. Soñaba yo con culillos rechonchos que se amoldaban a la perfección a la incomodidad del orinal mientras su propietario (el del culo), risueño y feliz batía palmas por haber hecho lo que de él se esperaba y a la primera. Y mientras, padres, abuelos y tios bailaban alrededor una danza de la alegría en honor a tamaña proeza.

MEEEEEEC Error. Equivoconia. Esto es mentira. Juro que esa era la imagen que yo tenía y no se de dónde salió, si de algún anuncio de la tele, un sueño o de las hijas superdotadas de mis amigas que en tres días lo tenían todo megacontrolado. Pero que no, que no, que esto no ha sido así. Por supuesto no pienso poner en duda que las hijas de mis amigas sean lo más de lo más, pero coño, mi hijo tonto no es y esto ha sido una tortura china.

Vamos a recopilar. Pacté con la guarde un fecha de inicio para quitar el pañal al mayor, porque oye, se me antojó que 29 meses de pañales ya iban siendo bastantes, y que como la primavera nos llamaba a la puerta y el calor y la humedad dañan su frágil piel pues mejor íbamos a empezar cuanto antes. La fecha en concreto coincidía con Semana Santa, por esto de estar más disponibles para atender al retoño y que toda la tribu se pudiera volcar en sentarle en el orinal. En fin, para mí buena fecha. Hicimos acopio de calzoncillos y algún pantalón extra de por si acaso y listo. Allá vamos!

Empiezas el primer día quitando el chorreante pañal nocturno y explicándole muy clarito que si quiere pis o caca tiene que avisar para ir al orinal, que ya no íbamos a poner pañal. ¿Entendido? Si. Ya veremos. Seguí la pauta que me habían dicho en la guarde de llevarlo a sentar cada media hora o tres cuartos de hora. Después de oír chorrocientas veces "no sale" y "no hay" y de mojar 5 pantalones con sus correspondientes calzoncillos y calcetines por la mañana y 4 más por la tarde, mis conclusiones del primer día fueron:
  • los niños mean a demanda, no cuando a ti te viene bien
  • si lloran se van a mear encima, así que procura no reñirles ese día
  • comprar calzoncillos marianos es muy muy mala idea para empezar con la operación pañal porque se escurre todo el pis hacia abajo y sin freno. Y en ocasiones, según el calzado, hace charquito en el pie

El segundo día amaneces pensando en que si el día anterior habían caído 9 mudas peor no podría ir la cosa.... o si.... tu retoño culofino no cagó el día anterior rompiendo tradiciones.... oh no.... oh no... oh no.... MIERDA y nunca mejor dicho! Porque mi hijo no caga compacto y seco, no. Mi hijo caga plastas de tamaño industrial. Tiro el calzoncillo a la basura. O no. Joder, qué asco. Cómo limpio esto?? Con toallitas se va la capa más alta pero sigue quedando pastizal. Parezco nueva.... En fin.... un show.... Niño, mea lo que quieras pero no vuelvas a cagarte encima.

Amanece el tercer día y seguimos sin pedir pis pero aparece la novedad de que si lo sientas hace. Así que seguimos todo el día esclavizados atentos cada poco rato para ponerle y moje el orinal. Aquí ya si llega la fiesta!!! Esto ya se va pareciendo a lo que tenía en mente!! Y oye, que esos aplausos y gritos de "muy bien" "campeón" y "qué guayyy" parece que van calando y haciendo efecto.

Esa tercera noche, con el pañal nocturno ya puesto casi lloras de emoción cuando oyes decir: "mamá pis". SIIIII SIIIII SIIIIII. Correeee, vamos, aguanta, no te hagas pis encima, que ya llegamos, que voy, ayyy que no atino a quitar el pañal... y siiii siiii siiiii chorrito en el orinal!! Esto marcha!



Y esto continúa así durante días... un pasito "palante", un pasito "patrás". Unos días pringamos un par de mudas, otro día salimos airosos y otros días es un tropiezo tras otro. A todo esto, intentas que tu retoño no sufra estreñimiento y le insistes en que haga caca, cosa que no quiere, lo intentas en el wc normal con y sin adaptador y tu hijo mira dentro con cara de pánico mientras dice "ahí nooooo". Y a la semana (no sin cagar, eh?) mientras hace pis en su orinal se le escapa un pedo oloroso de verdad, de los de guarnición... Aprieta hijo, haz fuerza. No saleee. Sí sale, sí, empuja que tú puedes. Un minuto que fui a tirar nosequé a la basura y me encuentro a mi hijo en mitad del pasillo y me dice "ya está mamá". Dios de mi vida y de mi corazón. La cámara. El móvil. Fotos. Fooooootossssss. Me olvidé de limpiarle el culo a mi hijo pero fotos hice para aburrir. Y para mandárselas por whatsapp a media familia. Que no la pongo aquí porque me da apuro, pero vamos, menudo truño de palmo y medio!!!! Eso le tuvo que doler.

Bueno ejem.... a partir del día 8 ya el peque pide pis para ir al orinal y aunque a veces hay algún escape la cosa pinta mejor. Pinta tan bien que él, en su emoción por colaborar se empeña en vaciar el orinal él solito por su cuenta y riesgo. Algo que me lleva de cabeza mientras intento apañar inundaciones de pises en el baño y limpiar luego huellas por toda la casa. 

Por supuesto hay que seguir aplaudiendo sus chorritos y espero que poco a poco ya no haya escapes. Pero de 3 días que me decían a dos semanas que llevamos ya.... en fin.... y lo que queda....... Tengo fe en llegar a septiembre con TODO controlado. Amén.

Cristina Prieto

Madre loca e inquieta a la que le encanta escribir y compartir las experiencias y vivencias que me ha traído este desbordante mundo de la maternidad. Mi máxima: EL HUMOR. Porque con humor se vive y se aprende mejor.

32 comentarios:

  1. Lo que me he reído! !! Jijiji aun me falta un año minimo, sin prisa.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No tengas prisa no.... menudo berenjenal tengo aquí en casa por cagaprisas jajajajajaja

      Eliminar
  2. Acabamos de superar la operación pañal con mi tercera y mi caso es el contrario que el tuyo: siempre me lo imagino peor de lo que es. Con el primero tengo la excusa de la novedad pero con las otras dos ya no ja ja ja ja. Así que los diez días más o menos que han durado las mías me han parecido hasta poco. Eso sí, en todos los casos con tres años cumplidos, mi miedo no me lo permitía antes.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. guauu eso es ser valiente!! repetir la faena 3 veces!! jajajajaja
      Gracias por pasarte y comentar!!!

      Eliminar
  3. Jajajaja! Oye pues lo has bordado, yo tardé meses con la mayor! Meseeeeeees! Y que sepas que aquí en Bulgaria las casas no tienen baldosas en las habitaciones, sino parqué, porque es un país muy frío. Y limpiar pises y cacas de la madera.. pufff!

    Primero me he reído, pero luego he pensado que en breve me tocará repetir operación truño con el pequeño y me han dado escalofríos...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. jajajaja pobreta, casi tengo remordimientos por hacerte pasar miedo!!! Pero vamos, que me consuela infinito lo de "meses", así no me siento la única penitente jajajajaja

      Eliminar
  4. Jajajaja, casi me meo yo también de la risa jajaja. Me ha encantado tu post! Felicidades a tu hijo! Ahora me has dado miedito para cuando nos toque a nosotros...
    Un beso!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me alegro de que os esté gustando, yo también me lo paso bomba poniendo lavadoras y frota que te frota jajajajaja

      Eliminar
  5. Felicidades! ! Pero qué duro tiene que ser....ay cuando me toque empezar a miui. Suerte y un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias!! Poco a poco, por lo menos ya no es el agobio del primer día. Igual tu peque lo coge enseguida, cada niño es un mundo!!
      Abrazos!!

      Eliminar
  6. jajaja, eso me espera a mi dentro de poco hemos decidido que para Junio pero ya llevamos sentandonos en el orinal desde noviembre y ayer me toco momento truño en los pantalones, jajajajaja. Lo que nos espera

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Calma y paciencia!!! Si al final aprendemos todos!!!! jajajajaja

      Eliminar
  7. Ooooooooooohhhh, yo también creía que era como creías tú!!! Me parto con lo del pedo con guarnición!! En fin, con 13 meses, creo que aún nos quedan unos cuantos meses de pañales :D

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. joeee, pues hasta los 29 que tiene el mio tú calcula!!! jajajajaja disfruta de los pañales que son MUY COMODOS jajajajajajaja

      Eliminar
  8. Hijamíiiiiaaaa... pues yo ahora voy con el peque y como tú dices, como si fuera nueva! cuando le quité el pañal a mi hija ya controlaba la caca, así que limpié unos cuando charcos, lavé otros tantos vestiditos y pantaloncitos y fuera!
    pero mi hijooo... mi hijo es otro cantar. Voy a seguir todas tus entregas al respecto... pa ver cómo vamos avanzando.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Joder, será verdad que las niñas son más espabiladas????? Me planteo ya el quitarle el pañal a la peque y mato 2 pájaros de un tiro? te imaginas??? jajajaja
      Ya me irás contando y nos consolaremos mutuamente!

      Eliminar
  9. ¿Quién te decía tres días? Ni en las mejores condiciones para eso, creo yo.
    Mi hija mayor fue muy espabilada, y en una semana, fantástico (¡y fue una semana horrorosa por cierto!). Se lo quitamos a los 24 meses, porque a los 26 venía su hermanita y no queríamos que se juntasen las dos cosas. Todo el mundo me decía que con la envidia de su hermanita se iba a volver a mear, pero ¡qué va! A los 28 meses ya no llevaba pañal ni por la noche siquiera.
    Su hermana, fue distinta. Como veía a su hermana en el orinal, a los 18 meses decidió que no quería pañal y se lo quitaba porque ya era mayor. ¡Qué horrible fue! No estaba preparada, se le escapaba y no había manera de ponerle el pañal, pasamos un par de meses... en fin. El caso es que con 5 años, todavía se mea por la noche (viene de familia, por ahora el pediatra no le ha dado importancia) y lleva pañal obligatoriamente porque solo un par de veces en estos últimos meses ha salido seca.
    Ya veremos como viene el pequeño, y encima chico que dicen que lo llevan peor. No quiero pensar en ello, todavía me queda un añito.
    Ahora que ya han pasado unos meses, ¿ya lo tienes controlado? ¿va todo mejor?
    Un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bueno, tú no te preocupes, el pis nocturno es más frecuente de lo que pensamos, ya lo controlará. Lo importante es que ella no se sienta mal.
      En cuanto a mi hijo, ahora hemos hecho una regresión y se hace pis encima cada dos por tres, y el tío ni se inmuta. Así que calma y paciencia....
      Besotes maja

      Eliminar
    2. Bueno, paciencia que no queda otra, y mucho ánimo.
      Un beso

      Eliminar
    3. Gracias guapa! Paciencia y humor que es un mal menor! ;)
      Besoss

      Eliminar
  10. Hola ! Me encanta "tu post más leído".... aunque me deja por los suelos ahora que empiezo la operación pañal.... ufffff.... bueno, sabía que iba a ser muy durooooooo. Me voy volando a leer tu segunda parte !!!

    Saludos, Entre Pañales y Biberones

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias guapa! A mi también me encanta. Tanto, tanto, que aún continuamos en plena faena de pañales jajajaja
      No te desanimes que todo pasa!!
      Besos

      Eliminar
  11. Jajaja Lo tendré en cuenta para cuando nos toque, que ya pide sentarse en el wc (aunque no suelta ni gota jeje) pero me temo que aún nos queda para largo!

    Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Calma y paciencia! que se te viene encima una temporada elegante....
      Saludos!!

      Eliminar
  12. Uf, no me quiero ni imaginar cuando nos toque a nosotros lo de quitar el pañal. Es toda una odisea! Lo que si es verdad es que la gente cuenta la versión de las cosas que le parece bien, en la que todo es sencillisimo, y luego uno cuando le toca se encuentra que nada es tan fácil ni tan sencillo, pero con esto y con todo, parece que vivimos en un mundo en el que todos los bebes duermen del tirón, comen de maravilla y piden pipí sin mearse encima... La gente miente mas que habla, jejejeje
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Claro mujer, esto de la maternidad es una competición por ser la mejor mamá y tener los mejores churumbeles, aún no te habías enterado? jajajaja
      Yo, como soy asocial paso de competir y cuento las cosas como me toca vivirlas. Seguro que dentro de unos años nos reiremos todos en casa con estas anécdotas ;)
      Besoss

      Eliminar
  13. Gracias por compartir con nosotras! Yo estoy negra...no consigo hacerlo, me pide por favor que le ponga el pañal, pero me avisa y me dice: mamiii, voy a mear, vale??....pero no hay manera de sentarlo ni en orinal ni en wc. Un dia de estos se lo quito a lo bruto, imagino que cuando lleve meandose encima tres dias ya cedera a sentarse...o yo estare al borde de la locura!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La respuesta correcta es "b", al borde de la locura jaaaaajajajajajaja. No mujer!, no pienses eso! Que todas más o menos pasamos por lo mismo y ninguna ha escrito una nota de suicidio junto al orinal ;)
      Ánimo!!!

      Eliminar
  14. Jajaja madre mía que tarea da esto del pañal. No lo había leido ha sido gracias a Naikari y su fiesta de colaboraciones.
    Muy bueno

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí que da tarea... pero ha sido tan divertido... jajajaja
      Besotes

      Eliminar
  15. Uffff!, si yo te contara....al mayor se lo quité tarde, y no tuve problema. El mocete estaba más que preparado. Con el peque en la guardería me metieron mucha caña y la primera semana fue "mortal", me quede sin pantalones, sin calzoncillos e iba recogiendo sus "premios" por el salón.....Al final, todos aprenden, cada uno tiene su ritmo.
    Besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajajaja eso suele pasar, por eso fui previsora y antes de empezar compré ropa extra ;)
      Besotes

      Eliminar